Este es el título de un tema que viene sonando muy fuerte en La Habana y que fue también el título de una produccción de la Empresa de Grabaciones y Ediciones Musicales (EGREM) inspirada en la vida y obra de Los Cinco Héroes Cubanos. Esta producción iniciativa del  pianista y compositor Sergio Vitier y resultó ser ganadora del Premio Especial de Cubadisco 2014.

El disco está conformado por dos volúmenes que contienen 18 obras. Incluye cuatro poemas de Antonio Guerrero: “Una razón”, “Eterna inmunidad”, “La simple libertad” y “El buen humor” y es un disco que busca hacer reflexionar en torno a la justicia, la paz, la tolerancia, así como en la integración familiar, el amor y el heroismo.

El 24 de mayo en el teatro Karl Marx se presentó en vivo parte de esta producción. No pudimos disfrutar esa noche a todos los que hicieron este disco, pero bajo la dirección y producción musical del maestro Emilio Vega, pudimos sentir y vibrar con el mensaje que busca llegar asta los oídos del presidente de los EEUU y de su pueblo ante esta delicada situación que viven estos cinco héroes cubanos.

Participan en este disco Sergio Vitier, Silvio Rodríguez, Eliades Ochoa, Digna Guerra, Coro Nacional de Cuba, Coro Entrevoces, Coro Diminuto, Orquesta Sinfónica Nacional, Frank Fernández, Juan Formell y los Van Van, Geovani del Pino en unión de Yoruba Andabo, Alexander Abreu y Havana D´Primera, Paulo F.G, Vania Borges, Amaury Pérez, Vicente Feliú, Lázaro García, Kiki Corona, Raúl Paz, Israel Rojas, Baby Lores, Leyanis López, Luna Manzanares, Jenny Sotolongo, Tammy López, Yadira Estruch, el repentista Héctor Gutiérrez y más de cien instrumentistas, músicos, intérpretes y compositores cubanos.

El realizador Pablo Massip hizo de este disco un documental, recogiendo los testimonios de los músicos y cantantes que es un testimonio de los valores que se transmitieron a través de la música.

Puedes ver el documental completo transmitido por el programa Mesa Redonda

 

 
me_dicen_cuba_02

 

me_dicen_cuba_01

 

me_dicen_cuba_03

Con este título la periodista cubana Yeneily García García nos presenta una entrevista a Ernán López-Nussa quien el día de ayer recibió el premio en el Hotel Nacional de Cuba.  “Sacrilegio es uno de los últimos trabajos, que no es más que una intervención a la música clásica, que  ha sido mi formación, la música que he tocado toda la vida. Es un resumen de lo que es mi vida: el paralelismo entre la música popular y la clásica.” expresó el pianista a la periodista.

Es interesante destacar que adiferencia de otros eventos, en muchas ocasiones se premia producciones que aún no están distrubuyendose en el mercado. Habrá que esperar la salida de esta producción y disfrutarla.

Lee la nota completa

Ernán López-Nussa, ganador del Cubadisco 2014. Foto: Cuba Debate

La lista de las más de las cuarenta categorías en esta 18va edición de los Premios Cubadisco. El sello Colibrí fue el gran ganador con 30 lauros en las diferentes categorías en concurso.

CATEGORÍA

TÍTULO

INTÉRPRETE

PRODUCTOR

CASA DISCOGRÁFICA

SOPORTE

Premio Especial Honorífico

Siempre habrá Van Van / Compañía Infantil de Teatro La Colmenita

Amaury Ramírez y René Baños

Héctor David Rosales

Producciones Abdala

2 DVD

Premio Especial

Concierto antológico

Santiago Feliú

Santiago Feliú

Producciones Colibrí

DVD

Encuentro. El tres y el cuatro

Pancho Amat y el Cabildo del Son /Ángel Martínez y Ensemble 4 x 4

Pancho Amat y Carlos García Carbó

Producciones Colibrí

CD

Te doy una canción

Augusto Enríquez

Augusto Enríquez

Producciones Colibrí

3 CDs

Me dicen Cuba

Varios intérpretes

Emilio Vega

EGREM

2 CDs +DVD

Colección 30 años

Liuba María Hevia

Liuba María Hevia

Bis Music

8 CDs

Volcán

Gonzalo Rubalcaba, Horacio Hernández, Armando Gola y Giovanni Hidalgo

Gonzalo Rubalcaba

5Passion

CD

Música de archivo

La reina de la música afrocubana

Merceditas Valdés

“La Pequeña Aché”

Jorge Rodríguez

EGREM

CD

Compilación

Añejo Carta de Oro.

100 Joyas de la música tradicional cubana

Varios intérpretes

José Manuel García

Bis Music

6 CDs

Antología de versiones

Sacrilegio

Ernán López-Nussa

Ernán López-Nussa

Producciones Colibrí

2 CDs+DVD

Premio al compositor

Tony Pinelli.

Mis canciones

Varios intérpretes

Tony Pinelli

Producciones Colibrí

CD

Música para niños

¡Vámonos de viaje!

Dúo Karma

Fito Hernández y XóchiltGalán

Bis Music

CD

DVD para niños

 

Martí y su obra, en animados

 

Adrián López Morin

Luis Cubela

EGREM / Estudios de Animación ICAIC

DVD

Cancionística

Menos mal

Idania Valdés

Yusef Díaz y Germán Velazco

Producciones Colibrí

CD

Canción en vivo

Espontáneamente

Beatriz Márquez

Juan Manuel Ceruto

Producciones Abdala

DVD

Canción contemporánea

Dolor con amor se cura

Kelvis Ochoa

Kelvis Ochoa

Bis Music

CD

Trova

Mundo paripé

Inti Santana

Alexis Bosch, Emilio Martiní e Inti Santana

Bis Music

CD

Musicalización de textos

Se dice cubano

José María Vitier y Liuba María Hevia

Silvia Rodríguez Rivero

Producciones Colibrí

CD

Música popular tradicional

Jóvenes treseros de Cuba

René Avich, San Miguel Pérez y César Hechavarría

Pancho Amat

Producciones Colibrí

2CDs + DVD

Música popular bailable

Respeto pa’ los mayores

Adalberto Álvarez y su son

Adalberto Alvarez

Bis Music

CD

Música latina

Mi paraíso. El camino del corazón

Elain Morales

Elain Morales

Independiente

CD

Música folclórica campesina

Tonadas campesinas

Varios intérpretes

Luis Paz Esquivel y Amaya Carricaburu

Producciones Colibrí

3 CDs

Música

folclórica

Se partió el bate

Timbalaye

Francisco David Oropesa Fernández

EGREM

CD

Jazz

Sacrilegio

Ernán López-Nussa

Ernán López-Nussa

Producciones Colibrí

2 CDs+DVD

Jazz Cubano

Sin fronteras

Chucho Valdés

Chucho Valdés

Producciones Colibrí

CD

Música instrumental

De todos los colores y también verde

Aldo López-Gavilán

Aldo López-Gavilán

Producciones Colibrí

CD

Música vocal-instrumental

Agua que va a caer. Identidad, tras los pasos

Yaroldy Abreu, Adel González y Edgar Martínez

Joaquín Betancourt y Gloria Ochoa de Zabalegui Aguilera

Producciones Colibrí

CD-DVD

Música vocal

Anfom

Grupo vocal Desandan

Adolfo Costales

Producciones Colibrí

CD-DVD

Música electrónica

Unlimited

ADroiD

Yoeslán Pérez, Rafael Arencibia, Yaniel Alfonso y Ariel Carrasco

Independiente / LNME

CD

Solista concertante

Cuatro por uno

Fidel Leal

Ulises Hernández

Producciones Colibrí

2 CDs

Música de concierto

Julián Orbón. Grupo de Renovación Musical

Ana Gabriela Fernández, Bárbara Llanes, Fidel Leal y Orquesta Sinfónica del ISA

Ulises Hernández

Producciones Colibrí

CD

Música de cámara

Música catedralicia de Cuba. Repertorio litúrgico de Cayetano Pagueras / Villancicos de Navidad de Juan París

Camerata Vocale Sine Nomine y Orquesta del ISA

José Antonio Méndez Valencia

Producciones Colibrí

CD-DVD

Música coral

O Magnum Mysterium

Schola

Cantorum Coralina

Alina Orraca

Producciones Colibrí

CD

Audiovisual didáctico

El bajo en la timba cubana

Feliciano Arango

Mayra María García y Luis Najmías Jr.

Bis Music

DVD

Fusión

Qué lindo es el amor

Interactivo

Roberto Carcassés

Independiente

CD

Pop

Ven

Raúl Paz

FlorentLivet y Raúl Paz

Independiente

CD

Rock

The Lamplighter

Anima Mundi

Roberto Díaz y Virginia Peraza

Independiente /AMMUS

CD

Metal

Fuera del camino

Stoner

Joel Martínez y Stoner

Independiente

CD

Hip hop

Libre

Telmary

Roberto Carcassés, Kervin Barreto y Maykel Bárzagas Jr.

Bis Music

CD

Reguetón

Supercubatón 2014. 100% reggaeton cubano

Varios intérpretes

Marvin Freddy

Planet Records

CD

Banda sonora

Música original del filme Fábula

Harold y Ruy Adrián López-Nussa

Harold López-Nussa

ICAIC

CD

Opera prima

Gastón Joya

Gastón Joya

Ernán López-Nussa y Gastón Joya

Producciones Colibrí

CD

Producción de Investigación musical

Páginas de vida. Música camagüeyana del siglo XIX / Víctor Díaz, Fidel Leal y Lucersy Fernández

Verónica Fernández Díaz

Ulises Hernández

Producciones Colibrí

CD

Concierto Audiovisual

Madre Tierra / Michel Herrera. Allstar de jóvenes jazzistas

Joaquín Betancourt

Manuel Ortega

Producciones Colibrí

CD-DVD

CD-DVD

Sacrilegio / Ernán López-Nussa

Ernán López-Nussa

Rodolfo Delgado Hernández (Rodín)

Producciones Colibrí

2 CDs+DVD

Video clip

Negrita mía / CD: Pacheco’s Blues

Jorge Luis Pacheco

Luis Najmías Jr. y Nacho Vázquez

Producciones Colibrí

CD

Documental

Identidad. Sergio Vitier

 

Lourdes de los Santos

Bis Music

CD-DVD

Making of

Haydée Milanés en el Chaplin

Haydée Milanés

Alejandro Gutiérrez

Producciones Colibrí

CD-DVD

Diseño

Brisa pasajera / Enid Rosales

Marcos Alonso y Enid Rosales

Luis Alberto Amigo

Independiente

CD

Notas discográficas

Si de son se trata / Ecos del Tivolí

Reynaldo Cedeño

Pancho Amat

Bis Music

CD

Notas musicológicas

Colección: Música catedralicia de Cuba. Repertorio litúrgico de Cayetano Pagueras y Villancicos de Navidad de Juan París / Camerata Vocale Sine Nomine y Orquesta del ISA

Miriam Escudero y Claudia Fallarero

José Antonio Méndez Valencia

Producciones Colibrí

CD-DVD

Grabación

Sacrilegio

Ernán López-Nussa

Alfonso Peña

Producciones Colibrí

2 CDs+DVD

Grabación en vivo

Live / César López y Habana Ensemble

César López

Eduardo Pérez

Bis Music

CD-DVD

Productor del año

Jorge Rodríguez

 

 

 

 

Premio a la mejor Interpretación

Beatriz Márquez

 

 

 

 

GRAN PREMIO

Sacrilegio

Ernán López-Nussa

Alfonso Peña

Producciones Colibrí

2 CDs+DVD

“LO SACRO SE DIVIERTE”

“Sacrilegio” expone mi juego con el límite entre lo sagrado y lo profano. Intervención virtuosa en lo contemporáneo, inspirada en nuestras secretas profanaciones estudiantiles, horas de “coqueteo” con los duros programas de estudio. Delirios que despiertan los papeles pautados para la eternidad. El sacrilegio en el derecho romano se limitaba al robo de una cosa sagrada. Para mí es un divertido ejercicio de integración musical viva que nos acerque de cierta forma a lo divino.

Más información en la página oficial de Ernán López-Nussa.

El pianista Ernán López-Nussa se alzó hoy con el Gran Premio de la XVIII Feria Internacional Cubadisco 2014 por el álbum Sacrilegio, producción de Colibrí que hace un recorrido por la creación musical clásica y popular. Este disco doble (Rondó y Molto vivo), acompañado de un DVD, propone versiones de compositores como Johann Sebastian Bach, Ludwig van Beethoven, Ernesto Lecuona e Ignacio Cervantes, entre otros. Además el material se llevó el reconocimiento en los apartados de Antología de Versiones, Grabación, CD-DVD y Jazz, según se dio a conocer en la gala de premiaciones efectuada en el Hotel Nacional de Cuba.

El gran premio le fue otorgado al pianista Ernán López-Nussa por el CD-DVD “Sacrilegio”, del sello discográfico Colibrí. Foto. Marianela Dufflar/Cubadebate

 

Este año el inmenso Bola de Nieve cumpliría 100 años. Esperemos que toda América lo conmemore. A manera de homenaje he aquí un hermoso texto escrito en un diario argentino. Y bueno, vale la pena volver a escuchar “Vete de Mí” en la voz de Bola…

Por: Juan Sasturain

Fuente: www.pagina12.com.ar, 21/02/2011

“Yo soy negro social / intelectual / y chic”

Mesié Julián, de Armando Orefiche, por Bola de Nieve.

Este es (debería ser) el Año de Bola de Nieve. Y si nadie lo celebra, lo haremos nosotros, los admiradores del impagable, aunque sea con pretextos de almanaque. Es que el negro Ignacio Jacinto Villa Fernández nació, apenas al Este de La Habana, en Guanabacoa –de donde también eran otros dos coetáneos pesos pesados de la música cubana que mucho tuvieron que ver con él: el blanco Ernesto Lecuona y la mulata Rita Montaner, “La Unica”– el 11 de septiembre de 1911. Así, este año van a hacer cien que se despidió provisoriamente del vientre de Inés Fernández (la Mamá Inés de la canción) y cuarenta que murió, con sesenta apenas cumplidos, en México, en tránsito hacia Lima y al encuentro de su amiga Chabuca Granda, el 2 de octubre de 1971.

Si no fuera por eso –por los recurrentes aniversarios, digo– bastaría volver a frecuentar tres o cuatro temas suyos en piano exacto y voz quebrada para celebrarlo. “Vito Manué”, por ejemplo, o “No puedo ser feliz” o “Be carefull”, “It’s my heart”. Alcanzarían para mostrar la amplitud de registro, la invariable excelencia. El genio, en suma.

Tal vez me equivoque, pero creo que quien me hizo escuchar por primera vez al gordo negrazo e irrepetible fue el peruano (también irrepetible) Hugo Guerrero Marthineitz, en El Show del Minuto por Radio Belgrano, que empezó en el ’67 y duró un rato, hasta principios de los setenta. Es que por esa época salió un disco de Bola de Nieve en Buenos Aires –en Cornamusa o Trova, creo recordar, y que debe haber sido el primero– con hermosa tapa de Sábat. Y esos temas, supongo, debería pasar el peruano entre comentarios admirativos con voz grave y habitual risa cómplice con ronquidos incorporados.

Contar la biografía de Bola de Nieve, la historia muchas veces contada de su apodo irónico y políticamente incorrecto –era “negro como un teléfono” (sic)–, reseñar sus más de cuarenta años de actuación profesional –desde ponerles piano a las películas mudas apenas salido de la adolescencia a fines de los años veinte hasta la fama última, de cubano universal–; puntualizar su cultura amplia y rigurosa; hacer un paneo exhaustivo del intrincado, subrayado itinerario de sus viajes por literalmente todo el mundo (de EE. UU. y Europa, a Chile; de México a Moscú y Pyonyang parando en todas); o recorrer su repertorio tan cubano como versátil en media docena de lenguas, es pisarse con lo que cualquiera encuentra/encontramos en Google & Co. Mejor, detenerse en algunos detalles, puntas motivadoras.

Por ejemplo: Ignacio Villa, a la hora de la discriminación, tenía todos los números: negro, gordo, homosexual y artísticamente extraño, original sin abuela. Para vivir y sobrevivir, puede decirse que, en todos los sentidos y aspectos, se inventó de una pieza, clase de uno. Construyó sabia y dolorosamente un personaje único, coherente y sin fisuras en el que la singularidad era rutina. Seducción lúcida, sonrisa perpetua y rigor profesional. Elegancia impecable y pudor de su privacidad. Todo lo que se puede ver y sentir o equívocamente intuir de Bola de Nieve está en sus canciones. Que son, por apropiación genuina de intérprete (en sentido literal), siempre suyas, incluso las que firma Irving Berlín, canta Edith Piaf, componen Nicolás Guillén-Eliseo Grenet o sueñan nuestros hermanos Expósito.

En otro orden, interesante para nosotros, es curioso corroborar –una desmañada pero completa biografía artística de Ramón Fajardo Estrada lo puntualiza– cuánto tiempo (cuántos años) estuvo Bola de Nieve en la Argentina actuando en radio, teatro y cine. Hay por lo menos dos estadías prolongadas, a mediados de los treinta y a principios de los cuarenta, durante la guerra, con Ernesto Lecuona y sus diferentes compañías, pero también solo. Existe una foto de 1940, posando a caballo y disfrazado de gaucho en Bahía Blanca, por ejemplo.

Después están las cuestiones siempre polémicas vinculadas con su actitud durante los últimos años de su vida, que fueron los de la primera década de la Revolución: Bola de Nieve, artista famoso, cómodo y bien pagado en el mundo, pudiendo haberse ido se quedó en Cuba y adhirió, sin énfasis (acaso con reservas) pero sin ambages, al nuevo y a menudo incómodo orden. Y fue uno de sus embajadores culturales por el mundo hasta el final.

Para algunos, no todo es transparente. En momentos en que recrudecía el rigor persecutorio contra artistas y escritores homosexuales –con el pretexto, además, de ser más o menos disidentes–, él resultó indemne y nunca se manifestó. Ese largo y oscuro período de humillaciones y vergüenzas está en saludable pero aún incompleta revisión. El amplio arco de casos, que va de los notorios Lezama Lima y Virgilio Piñera hasta el trágico Reynaldo Arenas, no incluye a Bola de Nieve, blanco móvil, sabio negro esquivo, ubicuo sobreviviente. Vale la pena leer las diatribas del desmadrado autor de Antes de que anochezca –“Bola de Nieve era el calesero del Partido Comunista”– o aquella exclamación cuasi despectiva de Piñera tras oírle una declaración de adhesión entusiasta al régimen: “¿Pero quién se cree este negro, la viuda de Robespierre?”. La polémica, en la que todos –quien más quien menos– resultaron salpicados, sigue ahí.

Lo que también, y sobre todo, sigue ahí como el primer día, son las canciones de Bola de Nieve. Y hay, entre tantas, una que elegiríamos a ciegas y para siempre del repertorio universal contemporáneo: “Vete de mí”, un bolero que compusieron –entre tango y tango– los talentosísimos Homero y Virgilio Expósito en 1946. Bola de Nieve lo incorporó tarde a su repertorio, en 1960, cuando ya había sido larga y correctamente grabado por Yanés y la Guillot y tantos otros, incluso Manzanero, después. Y lo hizo de nuevo, lo inventó con su voz quebrada de vendedor callejero de mango.

“Vete de mí” (“Seré en tu vida lo mejor/de la neblina del ayer/cuando me llegues a olvidar/Porque es mejor el verso aquél/que no podemos recordar”) dura dos minutos trece segundos. Gracias a cosas como ésta, escuchar a Bola de Nieve sigue siendo una experiencia definitiva.

 

Aquí una critica sobre la película “Chico y Rita”. Saludos…

Fuente: http://www.eldiariomontanes.es (04.03.2011)

Es imposible tararear la sinfonía musical animada compuesta por Trueba y Mariscal sin detenerse a recordar la entrañable, soleada y cálida celebración en 2D de la cultura y ritmos afrocubanos dibujada por Juan Padrón en 1985. ‘Vampiros en La Habana’, pinceles y música, Juan Padrón y Arturo Sandoval, una obra de culto de la que beben sin pretenderlo, o puede que no, un guionista y cinéfilo como Fernando Trueba y el genial diseñador catalán, que ha hecho bailar los trazos rotoscopiados del malecón habanero al son de los arreglos del pianista enamorado de Rita.

Bebo Valdés es el alma de ‘Chico y Rita’, su música; Mariscal, el mago que recrea un pasado de cine negro musical rodado en Technicolor; y Trueba, el escritor que funde en un guión las historias de mil y un músicos que emigraron a Europa y EE UU desde La Habana cuando sus vidas se torcieron en Cuba. Trueba salda puntualmente las deudas pendientes en su memoria homenajeando al cine americano de los 40 y 50, en el que brillaban Billy Wilder y Michael Curtiz; o recordando los pasos con los que Staney Donen bañaba las pantallas en las que Debbie Reynolds y Gene Kelly bailaban a dúo; el pero es que todo lo que ‘Chico y Rita’ evoca desde la distancia a la que se filman los planos medios y generales se disuelve cuando la cámara encara a los protagonistas.

Los diseños de Mariscal tienen truco: actores, localizaciones y objetos reales soportan el peso de los dibujos; y ésa, que es una de las brillantes aportaciones de Toni Errando al proceso de filmación del bolero animado, también juega en contra de la narración porque son incapaces de imitar las conexiones emocionales que se establecen entre los trazos de naturaleza abstracta y el público. No obstante, sobran motivos para disfrutar de este hermoso y conmovedor retorno al pasado de la época dorada del jazz latino-norteamericano, en el que dos melómanos privilegiados siluetean a Charlie Parker o Josephine Baker mientras suena en la sala la mejor de las bandas sonoras posibles.